Publicado por Nahia Sanzo

Semanas después de que el Cuarteto de Normandía abogara por continuar buscando acuerdos para la retirada de armamento en zonas calientes del frente y cuando los puntos políticos de los acuerdos de Minsk siguen sin arrancar, tanto la RPD como la RPL siguen denunciando ataques por parte de las tropas ucranianas. Y si hace un año el Ejército Ucraniano presionaba a la RPD capturando pequeñas localidades y territorio en la supuesta zona neutral, la RPL denuncia ahora una situación similar en su territorio. Pese a que la situación militar en la República Popular de Lugansk sigue siendo más tranquila que en Donetsk, los informes diarios de las milicias y también los apuntes de la OSCE recuerdan que el alto el fuego en ningún momento ha sido completo.

mino3

Artículo Original: Antifashist

Los soldados del Ejército Ucraniano tratan de capturar varias posiciones en la “zona neutral” situada entre las tropas ucranianas y las de la República Popular de Lugansk y poder así realizar provocadores ataques cerca de la línea de control entre las partes. Así lo afirmó hoy en una rueda de prensa en Lugansk el mayor Andrey Marochko, representante oficial de la milicia de la RPL.

“Las Fuerzas Armadas de Ucrania intentan ocupar la llamada “zona gris” entre las posiciones de la milicia y las de las tropas ucranianas”, afirmó.

“En la zona de bajo de responsabilidad de la 24ª Brigada Mecanizada de las Fuerzas Armadas de Ucrania, a dos kilómetros al noroeste de la localidad de Troitskoye, el enemigo trata de ocupar la zona neutral y pasar al margen izquierdo del río Luganka”, explicó según cita el Centro de Información de Lugansk.

Marochko también insistió en que los soldados ucranianos tratan de aproximarse a las posiciones de las milicias en el distrito de la localidad de Rassadka. “Las tropas de Kiev intentan acercar sus posiciones a las milicias en Rassadka, zona de responsabilidad de la 54ª Brigada de las Fuerzas Armadas de Ucrania”, afirmó.

“Además, se ha sabido que a dos kilómetros al sur de Stanitsa Luganskaya, en la zona de responsabilidad del primer batallón de la 54ª Brigada de las Fuerzas Armadas de Ucrania, se ha instalado un punto de tiro de mortero de 82mm [en el verano de 2015 se pactó la retirada de armamento de calibre inferior a 100mm, además de la retirada de armamento de mayor calibre que exigían los acuerdos de Minsk], lo que permite a las tropas punitivas ucranianas realizar provocadores bombardeos de las posiciones de las milicias situadas cerca de la línea de contacto”, precisó el representante del Ministerio de Defensa de la RPL.

“Se están produciendo ataques en la zona de responsabilidad de la 24ª Brigada del Ejército Ucraniano en la localidad de Novoaleksandrovka con el uso de tropas móviles, que se trasladan utilizando vehículos civiles incluyendo ambulancias.

El 21 de septiembre, en Minsk, se firmó un acuerdo del Grupo de Contacto para Ucrania sobre la retirada de tropas en Donbass [concretamente en cuatro puntos de la línea de contacto, incluyendo Stanitsa Luganskaya]. Sin embargo, las tropas ucranianas se han negado a retirar sus tropas y equipamiento en varios de esos puntos. En Donbass está vigente un nuevo acuerdo de alto el fuego, pero está lejos de ser completo.