Las acciones de  las  autoridades estadounidenses  y acusaciones  ​​del corresponsal de RT Aleksandr Rubinstein, que cubría las protestas en el día de la inauguración de Donald Trump,  es una arbitrariedad y  violación flagrante de la libertad de prensa, de acuerdo con el sitio web del canal.
«La detención y  acusas posteriores  ( participacion en los disturbios) contra el corresponsal , Alejandro Rubinstein, que  simplemente cubría  los protestas en Washington en  el día de la inauguración de Donald Trump, — es una  arbitrariedad  absoluta. Tales actos constituyen una violación flagrante de la libertad de prensa, y especialmente  sorprendentes es que esto ha sucedido en el país, que  posiciona a si mismo como un defensor de la prensa libre en todo el mundo», —  se dice en  un  mensaje   de servicio de prensa  de  RT, publicado en la página web del canal.
El RT  dijo que  utilizará todo el potencial de su  equipo de los abogados y juristas para apoyar a su periodista y  comprobar  que la detención  de Rubinstein  haya sido  inválida

Fuente