La congresista estadounidense, Tulsi Gabbard, visitó recientemente Siria y se reunió con el presidente Bashar al-Assad. También visitó las áreas recientemente liberadas en la ciudad de Alepo, y habló con civiles y soldados allí.

Despues publicó un mensaje en su sitio web: «Mi visita a Siria lo ha dejado muy claro: nuestra guerra contraproducente de cambio de régimen no sirve al interés de Estados Unidos y ciertamente no beneficia al pueblo sirio. Visité a personas de todo el país, y escuché historias desgarradoras de cómo esta guerra ha devastado sus vidas, me preguntaron, ‘¿Por qué los Estados Unidos y sus aliados están ayudando a al-Qaeda y a otros grupos terroristas, que intentan tomar Siria? Siria no atacó a los Estados Unidos, fue al-Qaeda.’ No tuve respuesta».

En cuanto a su reunión con Assad, dijo: «Originalmente, no tenía ninguna intención de reunirme con Assad, pero cuando se le dio la oportunidad, sentí que era importante aceptarla. Creo que deberíamos estar listos para reunirnos con quien sea si hay una oportunidad de poner fin a esta guerra que está causando tanto sufrimiento al pueblo sirio».

Concluyó su declaración insistiendo que los EEUU deben cortar todo el apoyo a la oposición armada. En concreto, dijo: «Los Estados Unidos deben dejar de apoyar a los terroristas que están destruyendo a Siria y su pueblo. Los Estados Unidos y otros países que alimentan esta guerra deben detenerla inmediatamente. Debemos permitir que el pueblo sirio trate de recuperarse de esta terrible guerra».

Etiquetas: ; ; ; ; ;