Las Repúblicas Populares de Donetsk y Lugansk realizaran el control exterior sobre las empresas de jurisdicción ucraniana e interrumpir el suministro de carbón, si Kiev no detiene el bloqueo de transporte del Donbass a comienzos de marzo. Sobre esto hablaron hoy los jefes de la RPD y la RPL-Aleksander Zakharchenko e Igor Plotnitskiy.

“Nosotros nos vemos obligados a declarar, que si hasta las 00:00 del miércoles (1° de marzo del año en curso) el bloqueo no se levanta, entonces nosotros introduciremos un control externo en todas las empresas de jurisdicción ucraniana que operan en la RPD y la RPL. Nosotros dejaremos de suministrar carbón a Ucrania. Para el abastecimiento de carbón no habrá posibilidad, ni esquemas de pago,-dice la declaración conjunta de los Jefes de las Repúblicas. Nosotros vamos a reconstruir todos los procesos de producción y orientarlos al mercado de Rusia y otros países. Exactamente fue una de nuestras primeras promesas del programa en el momento de la proclamación de nuestras repúblicas”.

Allí se señala que el bloqueo del transporte del Donbass, que Kiev lo lleva a cabo utilizando a los radicales, conduce a la interrupción del trabajo de muchas empresas de la región. Esto contradice directamente el espíritu y la letra de los acuerdos de Minsk, y por lo tanto el gobierno de Ucrania demuestra su imposibilidad de cuidar a sus ciudadanos.

Fuente