En el futuro próximo en los países bálticos colocarán el contingente adicional de los países de la OTAN. Anteriormente, los militares, que residen en Estonia, Letonia y Lituania, fueron notados en repetidas ocasiones en situaciones ambiguas. Por eso, las autoridades de las repúblicas decidieron protegerse de antemano y acusar a Rusia de posibles provocaciones.

Los residentes de la ciudad de Tapa, donde se encuentra la base de la OTAN, relataron cómo se comportan normalmente los militares de la alianza en el territorio de los países bálticos.

Los militares británicos, que pronto serán estacionados en el territorio de Estonia pueden esperar provocaciones en forma de unas peleas amañadas especialmente en los bares. Con el fin de provocar un comportamiento agresivo por parte de los militares, se utilizarán especialmente a las mujeres.

Tales preocupaciones fueron expresadas recientemente por el jefe del departamento del Servicio de la información de Inteligencia Exterior estonio, Mikk Marran en una entrevista al diario The Times.

«Esperamos que el «equipo contrario» (así el Presidente de la inteligencia de Estonia denomina a Rusia) emprenderá los intentos de provocación de hackear las cuentas en las redes sociales de los militares en busca de los materiales comprometedores, así como el envio de las chicas especialmente instruidas con el fin de involucrar a los militares en las peleas de taberna arregladas. Esto se hará para que los soldados británicos parecieran criminales”,-dijo.

Se espera que lleguen en Estonia 800 soldados de Albión, que reforzarán el contingente ya existente de las tropas estadounidenses.

Como relato de una fuente bien informada de los círculos gubernamentales de Estonia, la declaración de Marran se hace con el fin de advertir a la parte británica sobre incidentes en el futuro y parcialmente quitar de si mismos la responsabilidad por ellos.

“Es que llegarán los chicos jóvenes en un país muy tranquilo, donde una gran cantidad de mujeres son solteras, ya que los hombres se fueron a trabajar en Finlandia, Alemania y en la misma Inglaterra. El alcohol es también más barato que en el Reino Unido. Claramente, a veces sus visitas a los bares y su deseo de conocerse con las mujeres locales se acompaña con las peleas, por eso, fueron inventadas de antemano las excusas sobre las mujeres rusas horribles provocadores”,-dijo.

Según él, inicialmente, los militares de la OTAN se establecieron lejos de Tallin, Tartu y otros centros de población importantes con el fin de evitar posibles excesos y conflictos con la población local.

«Establecieron una base en la pequeña ciudad de poco más de cinco y medio millar de personas. En general, no hay la gente con la cual los miembros de la OTAN podrían tener conflictos. En Estonia lo saben todos, por eso, lo que dice Marran sería muy sorprendido si lo hubiera dicho por la televisión local. Pero en la prensa británica, donde pocas personas conocen nuestra realidad, decidió contar esas tonterías de agentes rusos y la mano del Kremlin”,-agregó la fuente.

«Beben mucho tiempo fuera de servicio, y luego empiezan a buscar aventuras. Pueden romper algo en un bar o un café o simplemente caminar por la ciudad con mucho ruido y gritos. Y, claro, que tratan de conocerse con las chicas locales”,- dijo una residente local llamada Olga.

Según ella, la ciudad todavía recuerda el episodio de hace dos meses, cuando en uno de los bares de la zona, los chicos tuvieron una pelea con los negros del Ejército de los Estados Unidos.

«Antes de eso, los militares iban alrededor de la ciudad en coche y trataban “montar” las chicas jóvenes. Mucha gente desde aquel entonces tiene miedo de ellos»-dice Olga. También dice que los militares de los Estados Unidos a menudo se pueden ver en los bares los fines de semana

La prensa en varias ocasiones publicaba las noticias, que relataban como los militares de la alianza habían peleado con los habitantes de Letonia. Por ejemplo, un incidente escandaloso ocurrió en el otoño de 2016 en «McDonalds» de Riga con un ciudadano de 23 años de edad, Axel Ayzkalns que trabajaba en uno de centros de abogados cercanos y entró allí para comer. A uno de los soldados británicos que estaba con él en la misma cola, algo que no le gustó de este joven.

Durante la pelea que se estalló entre ellos, al residente de Riga le rompieron la nariz. Los testigos dicen que la patrulla de la policía municipal se encontraba cerca, pero no quería interferir en caso. La gente llamó a la policía estatal. Cuando su equipo llegó, el representante de las Fuerzas Armadas Nacionales de Letonia quien se encontraba en compañía del militar británico, hizo todo para evitar el escándalo.

Dos años antes de este incidente, en 2014, el periódico local publicó una declaración del alcalde de Ventspils, quien relataba que los soldados de la OTAN, borrachos, iban al servicio en las vitrinas (de las tiendas) y «arrancaban las flores de los parterres, para regalarlas a las prostitutas”.

Fuente

Etiquetas: ; ; ;