La Cancillería de la Federación Rusa rechazó hoy el despliegue de elementos del escudo antimisil estadounidense (Thaad) en Sudcorea, tras advertir sobre la posibilidad de crear con ello más tensión en esa zona.

La presencia de los elementos del Thaad solo servirá para recrudecer aún más las tensiones en la península coreana, considera una declaración del Ministerio ruso de Relaciones Exteriores.

Un avión de transporte norteamericano C-17 (Globamaster III) arribó a la base surcoreana de Osan con componentes del escudo antimisil estadounidense, con un anunciado propósito defensivo, pero que pone en riesgo la capacidad disuasiva estratégica de la Federación Rusa.

Según Washington, la medida responde al lanzamiento la víspera de cuatro misiles por parte de Pyongyang en dirección al mar del Japón.

Pero Moscú recuerda que la Casa Blanca empleó otros argumentos en el pasado para justificar sus intenciones de crear una zona de defensa conjunta con Japón, en esa ocasión, supuestamente relacionada con acciones de China en la región.

Etiquetas: ; ; ; ;