Como entrega la radio Polaca, los ciudadanos de Hungría se les ha concedido un cuestionario «Pararemos Bruselas». En el se invita a contestar preguntas acerca de la política de la CE, que, según el gobierno húngaro amenaza a la independencia del país.

Durante el anuncio de la campaña, el representante del Gobierno ha subrayado que en un futuro próximo Hungría recibirá duras tareas y sólo junto con la sociedad se puede hacer frente a éstas.

En el cuestionario lo compone seis preguntas,relacionadas con la migración la política ecónomica pues por su posición les afecta gravemente. También los poderes húngaros están interesados en la opinión de los ciudadanos de las organizaciones internacionales no gubernamentales, los cuales apoyan la migración ilegal y se entrometen en los asuntos interiores de Hungría.

La encuesta del gobierno de Víctor Orbana ha recibido el nombre de «las consultas Nacionales 2017».

La radio polaca anota que en 2015 en Hungría se realizó otra encuesta a propósito de la relación de los ciudadanos con la migración y el terrorismo. Entonces el alto comisario de la ONU para los asuntos de los refugiados ha criticado con agudeza la encuesta, previniendo que esto puede llevar al reforzamiento de la xenofobia en el país.

Etiquetas: ;