Aproximadamente 2.500 militares, incluido los representantes ubicados en Polonia-el Batallón multinacional de la OTAN, participaran comenzando el 15 de mayo en la ciudad de Orzysz de las maniobras Puma. Sobre esto informó la agencia de prensa polaca.

Según se informa, los militares practicarán acciones en la defensiva y la ofensiva. Los escenarios de las maniobras implica en comenzar con la llamada guerra hibrida. Las manobras duraran hasta el 26 de mayo.

Según el jefe de la 15° brigada mecanizada de Gizycko, que participa en las maniobras, el general Yaroslav Gromadzinskiy, en la primera etapa los militares elevaran la preparación combativa y con el aumento del conflicto se trasladaran a la región. La segunda etapa-la defensa del territorio. “En los escenarios nosotros prevemos, que el enemigo invadiendo nuestro territorio, los soldados irán a la línea defensiva, detendrán al enemigo, se embarcaran al contraataque y recuperaran el territorio perdido”,-dijo el general.

Durante las maniobras en el polígono de Orzysz se empleará armas pesadas-tanques, vehículos blindados y también artillería y sistemas de defensa antiaérea.

En la cumbre de la OTAN en Varsovia el año pasado, se decidió colocar en Lituania, Letonia, Estonia y Polonia batallones multinacionales. En el territorio polaco, estas fuerzas están estacionadas en Orzysz y Bemowo Piskie en el noreste del país. La composición de las unidades desplegadas en Polonia consiste en cerca de 800 soldados, en su mayoría de los EE.UU., así como los representantes de Rumania, el Reino Unido y Croacia.

Fuente