El presidente Hasan Rohaní durante las elecciones presidenciales en Teherán, Irán, 19 de mayo de 2017

En los comicios celebrados este viernes compitieron cuatro candidatos, incluido el actual mandatario del país persa.

El actual mandatario de Irán, el reformista Hasán Rohaní, de 68 años, ha sido reelecto en las elecciones presidenciales celebradas este viernes en el país persa. Según el Ministerio del Interior de Iran, Rohaní ha ganado en los comicios obteniendo el 57 % de los votos.

Los 55 millones de iraníes convocados a participar en las duodécimas elecciones presidenciales del país desde que en 1979 se convirtiera en una República Islámica, debían elegir entre cuatro candidatos:

• Hasán Rohaní, actual presidente de Irán, por el Partido de la Moderación y el Desarrollo.
• Ebrahim Raisí, de la Sociedad del Clero Combatiente.
• Mostafa Mirsalim, por el Partido de la Coalición Islámica.
• Mostafa Hashemitaba, por el Partido de los Constructores Ejecutivos.

Rohaní se ha asegurado más de 23 millones de votos, mientras que Raisi se ha llevado alrededor de 16 millones. El resto de los candidatos quedaron muy por detrás Rouhani y Raisi: Mirsalim obtuvo unos 455.000 votos y Hashemitaba alrededor de 210.000 sufragios, según el último recuento.

Durante la campaña electoral, Rohaní fue visto como el favorito para ganar los comicios, a pesar de que su principal competidor, el conservador Ebrahim Raisí, de 56 años, había recabado importantes apoyos entre los sectores religiosos tradicionales y algunos representantes de la clase trabajadora, decepcionados por el estancamiento económico que atraviesa el país.

«Una buena señal para el mundo»

La victoria de Rohaní es «una buena señal para el mundo, incluyendo a Rusia», ya que con él «es posible llegar a un acuerdo sobre importantes cuestiones de la política exterior», ha afirmado Konstantín Kosachev, jefe del Comité de Asuntos Internacionales del Consejo de la Federación (la Cámara Alta del Parlamento ruso), recoge RIA Novosti.

De acuerdo con Kosachev, el presidente reelecto de Irán «obtiene una carta blanca» en la política exterior, ya que con él se firmó en 2015 un acuerdo con 6 mediadores internacionales sobre el programa nuclear de Irán, y se originó el formato de Astaná de cooperación entre Rusia, Irán y Turquía sobre el tema sirio.

Etiquetas: ; ;