Un alto cargo estadounidense se quedó literalmente sin palabras al ser preguntado en rueda de prensa sobre la democracia en Arabia Saudita, mientras los Estados Unidos critica a Irán.

Stuart Jones, secretario adjunto en funciones para los asuntos de Oriente Próximo de la Secretaría de Estado de EE.UU., se sumió en una larga pausa que podría entrar en la historia como la más duradera e incómoda de las ruedas de prensa. El funcionario quedó aparentemente aturdido ante la necesidad de explicar por qué su país critica a Irán por falta de democracia, mientras apoya a Arabia Saudí.

Durante su reciente visita a Arabia Saudita, el secretario [de Estado] criticó el desarrollo de las elecciones iraníes y el historial democrático en Irán.

«¿Cómo califica el compromiso de Arabia Saudita con la democracia? ¿Esta Administración estima que la democracia es un parachoques o una barrera contra el extremismo?», preguntó el periodista Dave Clark, de AFP.

Jones permaneció 19 segundos pensando antes de dar una respuesta corta sobre «el progreso significativo» que fue alcanzado con Arabia Saudita y el Consejo de Cooperación para los Estados Árabes del Golfo en materia de la lucha contra extremismo y sobre «la amenaza terrorista» que –afirmó- proviene de Irán.

«Fue muy embarazoso estar allí, sobre todo teniendo en cuenta que no tuve intención de avergonzar al propio Jones», comentó el periodista en Twitter.

Fuente

Etiquetas: ; ; ;