Ayer, 4 de junio, cuando los cristianos ortodoxos celebran la Trinidad, los soldados ucranianos abrían fuego contra la República Popular de Donetsk.

Bajo fuego de ametralladoras y vehículos blindados se encontraba Dokuchaevsk. El tiroteo era audible en la ciudad a las 18.30. En los suburbios de la ciudad, en el barrio de Mikrashi, entre las casas silbaban las balas. Hay varios impactos en las estructuras. Informan también sobre la caída de proyectiles del calibre 30 y 23 mm. Aún no han sido facilitados los datos acerca de los daños producidos.

Sobre esto han informado los habitantes de la zona en las redes sociales.