La República Popular Democrática de Corea (RPDC) condenó hoy la sanción impuesta por el Consejo de Seguridad de la ONU, e impulsada por Estados Unidos, contra este país tras la prueba de lanzamiento de misil balístico más reciente.

‘El día 3, el Consejo de Seguridad de la ONU volvió a inventar la llamada ‘resolución de sanción’, que cuestiona el lanzamiento de cohete balístico de la RPDC encaminado al fortalecimiento de las fuerzas armadas nucleares’, precisó el Ministerio norcoreano de Relaciones Exteriores en un comunicado.

De acuerdo con el texto, esa resolución definió como objeto de ‘sanción adicional’ a las entidades e individuos relacionados con el plan de armas nucleares y cohetes de la RPDC.

Con anterioridad, Washington impulsó una sanción independiente, incluyendo la segunda penalidad contra las empresas e individuos de Rusia y otros países relacionados con Pyongyang.

‘Condenamos rotundamente las tentativas que volvieron a escenificar tanto la Casa Blanca como el Consejo de Seguridad de la ONU, al constituir un acto hostil encaminado a obstaculizar el fortalecimiento de las fuerzas armadas nucleares de la RPDC, desarmarla completamente y asfixiarla en lo económico’, concluyó el documento emitido por la cancillería.