El director Oliver Stone se ha manifestado negativamente sobre los medios de comunicación norteamericanos por su opinión sobre el presidente ruso. Sobre esto escribe Life con referencia a la revista The Nation.

El director está seguro que la guerra de medios contra el líder ruso comenzó en 2007 después de su discurso en Munich, donde él criticó a los EEUU por el uso incontrolable de su fuerza en la arena internacional.

«Cuando él se hizo, por decirlo así, el hijo de Rusia que trabaja para los intereses de los países, cómo las naciones deben funcionar, pienso, él encontró a los líderes noroteamericanos y la élite de improviso por la inflexibilidad», — está seguro Stone.

Como ha subrayado el director, los EEUU siempre controlan los medios de comunicación. Además el punto de vista ruso no se explicaba sin cumplidos a los norteamericanos.

Stone se recuerda que durante el trabajo sobre la película acababa agotado, en cambio el líder ruso no.

«Cada día él estaba animado, nunca se cansaba a diferencia de mi. Putin es muy disciplinado, creo que es gracias al judo», — ha supuesto Stone.