Las Fuerzas gubernamentales de Iraq prevén completar hoy el cerco al grupo terrorista del «Estado Islámico» en la Ciudad Vieja de Mosul, luego de reconquistar el barrio de Bab Sinjar y desplegarse en inmediaciones del distrito de Farouq.

La denominada Célula de Prensa de Guerra informó que la prioridad este viernes es tomar pleno control de la Ciudad Médica en Al-Shifa, un complejo de hospitales más al norte junto al río Tigris, a fin de cercar el centro histórico de la segunda ciudad del país.

Miles de efectivos del Ejército, la Policía Federal, el Servicio Antiterrorista (CTS) y milicias aliadas chiitas de la Movilización Popular intervienen en las operaciones para liberar el oeste de la capital de la provincia norte de Nínive, el último bastión urbano del EI en Iraq.

El jueves, las Fuerzas Armadas arriaron la bandera negra del Daesh, acrónimo árabe del «E.I.», e izaron el pabellón iraquí en edificios públicos de Bab Sinjar, en la zona occidental, tras lo cual avanzaron hacia Farouq en preparación del asalto definitivo a la Ciudad Vieja.

La mencionada zona, con calles estrechas y gran concentración de edificios de valor patrimonial e histórico, alberga la Gran Mezquita Al-Nuri, el sitio desde donde el líder del Daesh, Abu Bakr Al-Baghdadi, proclamó el califato islámico de Iraq y Siria en junio de 2014.

El teniente general Abdul-Amir Yarallah, jefe del Comando de Operaciones Conjuntas de Nínive, explicó que con la toma el jueves de Bab Sinjar, una entrada principal al oeste de la Ciudad Vieja, las fuerzas gubernamentales cortaron todas las rutas de suministro y aislaron a los fundamentalistas.

Debido a la estrechez de las calles, que impide el paso de vehículos militares, la IX división de blindados del Ejército tendrá que detener el asedio a esa área, añadió por su lado el general de brigada Saleh Harz, comandante de la Brigada 34 de dicho cuerpo armado.

Harz indicó al sitio web Almirbad que la invasión al casco histórico quedará en manos de las tropas de infantería del propio Ejército, el CTS y las Fuerzas de Respuesta Rápida del Ministerio del Interior.

El mando castrense iraquí reiteró su preocupación por la suerte de los cerca de 200 mil civiles que se estima siguen atrapados detrás de las líneas del EI, muchas veces usados como escudos humanos, y esa situación podría retrasar nuevamente cualquier ofensiva.

Según datos del Alto Comisionado de la ONU para los Refugiados, unas 800 mil personas -más de un tercio de la población de Mosul antes de la guerra- ha abandonado la ciudad en busca de refugio con amigos, familiares o en campamentos habilitados en zonas seguras.

Voceros militares dijeron recientemente que pocos cientos de combatientes del Daesh permanecen atrincherados en la Ciudad Vieja porque muchos, incluido Al-Baghdadi, huyeron hacia Tal Afar o incluso a la ciudad siria de Raqqa, considerada la capital del autodenominado califato islámico.

Las operaciones de liberación de Mosul comenzaron el 17 de octubre de 2016 y a finales de enero se declaró reconquistada la parte oriental, por lo que las acciones para recuperar el lado oeste se emprendieron el 19 de febrero con el apoyo aéreo de la coalición internacional que lidera Estados Unidos.

Etiquetas: ; ; ; ;