Los Estados Unidos intensifican el respaldo militar y operativo a grupos de las llamadas Unidades de Protección Popular kurdas y grupos oposicionistas sirios, según denuncian hoy medios de prensa en Damasco.

De acuerdo con las fuentes, Washington envío más de 200 camiones cargados de armas de todo tipo a los grupos kurdos, concretó un plan de cooperación con éstos por 10 años y respalda la creación de una región autónoma en el norte de Siria.

De igual forma, señalaron los reportes, coordinan acciones con las oposicionistas Fuerzas Democráticas Sirias para impedir que el Ejército gubernamental y milicias aliadas avancen hacia Raqqa, la denominada capital del Estado Islámico, Daesh en árabe.

Estos planes, ya en ejecución, se originan a partir de las posiciones y bases establecidas por tropas especiales estadounidenses y de la coalición internacional que lidera, en territorio de la provincias sirias de Hasaka y el norte de Alepo.

En ese sentido, el gobierno sirio, junto a Rusia e Irán, denuncian con insistencia que tropas estadounidenses y de la Organización del Tratado del Atlántico del Norte (OTAN) esperan unificar acciones en Al Tanf, una población siria al sur del país y junto a la frontera con Irak.

Las fuentes indicaron que las Fuerzas Democráticas Sirias están en disposición para cumplir las directivas de Washington y la Coalición en regiones de Idleb o Daraá, comprendidas ambas en dos de las cuatro zonas de distensión acordadas en Astaná, capital de Kazajastán.

De acuerdo con las informaciones, 248 camiones en total y a partir de al menos tres bases establecidas por Estados Unidos en áreas de Hasaka, falicitaron la entrega de 12 mil fusiles, lanzagranadas, ametralladoras pesadas, más de 200 morteros y armas de alta precisión para francotiradores, así como equipos de visión nocturna.

Al mismo tiempo, Salih Maslem Mohamed, el copresidente del Partido Democrático Kurdo, y de Alham Ahmed, portavoz de las Fuerzas Democráticas Sirias, declararon que están listas para cooperar con Estados Unidos y Arabia Saudita en la ejecución de esas acciones.

Todo esto ocurre en los momentos en que está prevista una nueva ronda de negociaciones sobre la crisis siria para el próximo 10 de julio, en Ginebra, Suiza, y ratifica al respecto el sabotaje de Washington y sus allegados a una solución pacífica en esta nación del Levante.

Etiquetas: ; ; ; ; ; ;