La civil de 19 años del poblado de Kominternovo perteneciente a la región de Novoazovsk ha muerto como resultado del bombardeo por parte de los soldados ucranianos.

«El 18 de junio llegó un mortero y todo quedó arrasado por la metralla. En la vecindad mataron a una joven de 19 años, la metralla la alcanzó», — ha contado la habitante.

El régimen de Kiev ha añadido un crimen de guerra más a su larga lista. La operación punitiva continúa frente a los ojos de la comunidad internacional, y con su aprobación.

Etiquetas: ; ; ;