Washington apoya la inclusión de Al Qaeda en las regiones y el Estado Islámico en la lista de las organizaciones terroristas de la ONU para así recibir la posibilidad de iniciar operaciones especiales en el territorio de terceros países, entrega el periódico de «Novosti» con referencia a las fuentes en los círculos diplomáticos.

«El Pentágono no tiene derecho a operar en territorio de terceros países sin una declaración de guerra. Pero ya en 2001 los juristas del departamento militar norteamericano inventaron una posibilidad para saltarse esta prohibición. De ahí que ahora subdivisiones especiales separadas puedan llevar a cabo operaciones negras en el territorio de otros estados donde operan las organizaciones terroristas», — cuenta el analítico militar Antón Lavrov.

Según la fuente en los círculos diplomáticos, Rusia y una serie países se han opuesto ya a la proposición de los EEUU.

«Bruscamente contra esto actúa, en particular, Egipto que lucha contra Al Qaeda en la península del Sinaí. El Cairo manifiesta que la inclusión de Al Qaeda, la cual opera en las regiones, en la lista internacional significará el reconocimiento de la incapacidad de los poderes del país de vencer la amenaza de forma independiente», — ha informado la fuente.

Anteriormente los EEUU llamarón a reconocer a Hamás como una organización terrorista.

 

Fuente