El Congreso Nacional Sandinista sesionará desde hoy en esta capital para definir la plataforma electoral de la alianza que encabeza el FSLN, principal partido de Nicaragua, rumbo a las elecciones municipales de este año.

‘Porque nos encontramos en una nueva ruta electoral vamos a definir lo que hemos establecido como un principio, que es la política de alianza’, expresó días atrás el presidente nicaragüense, Daniel Ortega, al convocar el cónclave ante cientos de asambleístas del partido rojinegro.

En su discurso, el líder sandinista subrayó que los comicios fijados para noviembre próximo son una batalla por la paz y la estabilidad del país.

Asimismo, exhortó a todos los miembros del Frente Sandinista de Liberación Nacional (FSLN) y de la Alianza Unidad Nicaragua Triunfa, a seguir trabajando por el desarrollo de la nación centroamericana y los programas sociales que benefician a los sectores más humildes de su población.

En el proceso electoral número 18 desde que el país salió de la dictadura somocista, los nicaragüenses votarán a los alcaldes, vice alcaldes y miembros de cada consejo en los 153 municipios.

Las autoridades del Consejo Supremo Electoral precisaron que para ello se utilizarán dos boletas y cada partido o alianza política deberá presentar al menos 80 por ciento de alternancia de género, tanto de hombres como mujeres, para los distintos cargos.

En esta ocasión dos nuevas agrupaciones políticas se sumarán también a los partidos ya existentes, tras cumplir los requisitos de la legislación vigente y ver aprobada su personalidad jurídica: Restauración Democrática (PRD) y Ciudadanos por la Libertad (CxL),

Un sondeo reciente, conducido por la encuestadora Nuevo Siglo, reveló que la mayoría de los nicaragüenses (75.9 por ciento) afirmó estar dispuesta a participar en los comicios.