Desde que asumió el gobierno Mauricio Macri, en diciembre de 2015, la brecha de acceso al consumo entre las clases altas y bajas se agrandó, de acuerdo al último informe de la consultora Kantar Worldpane.

El informe develó que por cada 100 pesos –que es el gasto medio por persona en la canasta de consumo básico– el nivel bajo gasta 71 y el alto 134, es decir, que gasta el doble por persona, citó Telesur.

Uno de los principales datos que obtuvo la consultora es que respecto a dos años atrás, la diferencia entre los extremos era más reducida, pero en el 2017 se amplió la distancia. Además de crecer la distancia entre los extremos, la brecha es mayor entre lo que gasta cada nivel respecto al que le sigue.

La diferencia de poder de compra entre las clases altas y medias y el estrato medio superior paso del 8% en 2015 a 16% en 2017. Las diferencias entre las dos clase sociales más altas y la baja superior pasó del 20 al 26%, en el mismo período, y del 23 al 29% contra la clase baja inferior.

Según el estudio, los sectores más bajos destinan alrededor del 50% de sus gastos en la compra de productos de la canasta básica, mientras que solo el 30% se destina al hogar y el transporte.

Recientemente, el dólar en argentina cerró el pasado miércoles en 17,40 pesos, con una subida de 22 centavos (1,3%). Este efecto ha sido ininterrumpido en los últimos 11 días, acumulando un incremento de 7,5%, lo que afecta tanto el precio de los servicios como el poder adquisitivo de los argentinos.

Etiquetas: ; ; ; ;