El ejército sirio y sus aliados han capturado una parte importante de los campos de gas de Al-Haid cerca de Palmira y ahora están intentando empujar al “E.I.” del resto del área.

Mientras tanto, aparecieron informes sobre refuerzos, incluyendo un número notable de piezas de artillería y sistemas de lanzacohetes múltiples, recibidos por las fuerzas gubernamentales que operan en la zona de Palmira. Según fuentes locales, la fuerza de ataque se concentra ahora cerca del campo de gas de Arak.

Si se confirma, esto significará que el ejército y sus aliados van a lanzar un gran empuje hacia la ciudad de Sukhna, en manos de los terroristas del “Estado Islámico”.

Fuente