El Presidente de la República Bolivariana de Venezuela, Nicolás Maduro, exigió explicaciones públicas e inmediatas a los gobiernos de EEUU, México y Colombia tras las declaraciones injerencistas del director de la Agencia de Espionaje estadounidense (CIA), Mike Pompeo, quien abiertamente confesó que está en contacto con estos países para destruir la democracia en Venezuela.

“Hoy (ayer), día de nacimiento del Libertador, le digo al gobierno de México y Colombia que aclaren suficientemente estas declaraciones del director de la CIA y en correspondencia tomaré decisiones de carácter político y diplomático ante esta osadía”, informó el Mandatario Nacional desde el estado Vargas, donde presidió la conmemoración de los 234 años del natalicio del Libertador Bolívar, los 194 años de la Batalla Naval de Maracaibo y el Día de la Armada Nacional Bolivariana.

“Sé que no son los pueblos de México ni de Colombia, que nos aman, que no son los soldados colombianos ni mexicanos; sé que es una oligarquía apátrida que entrega a México y Colombia a los intereses del imperio”, precisó.

Comentó que este director de la CIA confesó sin tapujos en una declaración televisada que ese organismo de espionaje de EEUU coordina en colaboración directa con las autoridades nacionales mexicanas y colombianas para derrocar al gobierno constitucional de Venezuela, para lograr la intervención que están planificando desde hace mucho tiempo.

“Nadie lo ha obligado a decirlo. Lo ha declarado por voluntad propia. Y ya conocemos declaraciones del mismo tenor en épocas anteriores, en el golpe de Estado de 2002 y en documentos similares cuando fue derrocado y asesinado el gran Salvador Allende en Chile de 1973”, alertó Maduro.

Explicó que las oligarquías latinoamericanas complotadas con EEUU, están desesperadas porque a México le quedan aproximadamente 5 años de reservas petroleras y a Colombia cerca de 6 años. “Agotaron sus reservas…y ellos pretenden que el petróleo de Venezuela le pertenezca al imperialismo y a la oliqarquía en alianza”.

“El petróleo, el gas, el oro, la tierra y la riqueza de Venezuela le pertenecen a su único dueño: el pueblo soberano de la República Bolivariana de Venezuela. El único dueño”, sentenció, contundente.

“Así que le exijo que aclaren suficientemente las declaraciones del director de la CIA. Y le exijo al presidente (de EEUU, Donald) Trump que aclare las palabras insolentes e intervencionistas de este director de la CIA que se cree que son gobierno mundial. ¡Ese tiempo se acabó!”.

Confirmó que tal como ocurrió desde hace 200 años gracias a las batallas antiimperialistas de la época independentista venezolana y suramericana, el tiempo de los dueños coloniales,y de quienes se creían dueños del mundo, pasó y quedó bien lejos.

Ratificó que es un reto a la dignidad de los venezolanos y al honor de la república independiente que nos legaron los próceres.

“Y Venezuela tiene que demostrarlo esta semana…”, acotó sobre la semana decisiva rumbo a la elección de la Asamblea Nacional Constituyente (ANC) del 30 de julio.

“Digamos Independencia o nada. La Constituyente es garantía de paz y a Venezuela la gobernamos solo los venezolanos y las venezolanas”.

“Jóvenes, mujeres, hombres, militares de mi Patria, vamos a convertir esta semanas del 24 al 30 de julio en una semana heroica, de coraje, de valentía, de lucha y valores patrióticos”.

“Y el próximo domingo, llueva, truene o relampaguée, la Constituyente SÍ VA, por voluntad del pueblo, de la Patria profunda”.