Según la presidenta lituana, los Estados Unidos aumentaran su presencia militar en el territorio de Lituania, cuando se celebren los ejercicios militares conjuntos Rusia-Bielorrusia Zapad-2017.

Los Estados Unidos aumentarán su presencia militar en el territorio de Lituania del 14 al 20 de septiembre, cuando se celebren los ejercicios militares conjuntos Rusia-Bielorrusia Zapad-2017 («Oeste-2017»), dijo hoy la presidenta lituana, Dalia Grybauskaite.

«Durante los simulacros de Zapad, más militares estadounidenses, equipos militares y buques serán desplegados aquí, la policía aérea se duplicará, lo que demuestra especial atención a nuestra región», dijo Grybauskaite.

La Fuerza Aérea de los Estados Unidos llegará a la base de Siauliai a principios del otoño para llevar a cabo una misión de vigilancia aérea en la región del Báltico, señaló Grybauskaite.

Los planes para realizar simulacros suscitaron preocupación de varios estados, incluyendo Lituania, que hizo un informe de defensa sobre las amenazas de los simulacros a la seguridad nacional del país en abril. El portavoz del Kremlin, Dimitri Peskov, respondió al informe llamándolo el resultado de una «rusofobia histérica» provocado por agentes extranjeros, que socavan los intereses de la propia población de Lituania. A su vez, Bielorrusia ha desestimado las especulaciones sobre los simulacros Zapad-2017.

Moscú ha refutado repetidamente las acusaciones de la amenaza militar de Moscú a los Estados bálticos. Según el ministro ruso de Relaciones Exteriores, Sergey Lavrov, tales declaraciones son absurdas y sin fundamento.

El 13 de julio, el Secretario General de la OTAN, Jens Stoltenberg, dijo que la Alianza no consideraba los simulacros como una amenaza inminente contra cualquier miembro de la OTAN. Stoltenberg añadió que la OTAN participaría en la inspección de los simulacros Zapad-2017 de acuerdo con el Documento de Viena de la Organización para la Seguridad y la Cooperación en Europa (OSCE) sobre medidas de seguridad.

Se espera que los ejercicios militares Zapad-2017 involucren a unas 3.000 tropas rusas, 280 equipos y hasta 25 aviones rusos, según el ministro de Defensa de Bielorrusia, Andrey Ravkov. Los terrenos del ejercicio se extienden de la península de Kola en el extremo noroeste de Rusia hacia Bielorrusia.

Fuente