Las autoridades mexicanas informaron el pasado domingo el fallecimiento de al menos ocho personas en los estados de Puebla y Veracruz (sur) durante dos ataques armados.

Según reportó la Procuraduría de Justicia del estado de Puebla, un comando disparó contra cinco personas que viajaban en un vehículo a la altura de San Lorenzo, en el municipio de Tehuacán. Cuatro de las víctimas murieron en el lugar, mientras que el último lo hizo cuando recibía atención en un hospital, reseñó la Televisora.

En este sentido, miembros del Ejército mexicano, junto con la policía estatal y la ministerial desplegaron un operativo de seguridad en busca de los presuntos agresores. Las autoridades del estado de Puebla investigan desde hace semanas a Roberto de los Santos, alias el Bukanas, un expolicía de Veracruz que presuntamente encabeza una banda de robo de combustible.

Por otra parte, en el vecino estado de Veracruz, tres personas murieron y otras cuatro quedaron heridas en un ataque armado a un bar en Coatzacoalcos, una ciudad portuaria con gran actividad petrolera.

Un número no precisado de sicarios ingresó al bar y disparó contra los encargados y los clientes dejando un muerto y seis heridos, dos de los cuales murieron cuando recibían atención en el hospital.

Este es el segundo ataque a un bar ocurrido en la última semana en Veracruz, un estado que afronta una fuerte oleada de violencia relacionada con pugnas entre cárteles de la droga y la delincuencia común