El representante en México de la Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos (ONU-DH), Jan Jarab, declaró que en los años recientes ‘‘estamos hablando de mucho más de 30 mil personas desaparecidas”.

Por ello, consideró ‘fundamental que el Congreso de la Unión apruebe la ley general contra la desaparición forzada. Propuso además que haya reparación de daño y condiciones para que no ocurran más en el país, según publicó el diario La Jornada.

Jan Jarab participó en el Foro sobre desaparición forzada. Contra el dolor y el miedo: un grito de esperanza, que se inició este martes en Chilpancingo.

El funcionario manifestó que las condiciones de inseguridad e impunidad que han propiciado esa práctica en la década reciente ‘‘es uno de los temas más graves, junto con el de las fosas clandestinas que tiene en puerta la ONU.

Calificó de grave el tema de las desapariciones tanto como el del reciente descubrimiento de fosas clandestinas, de las cuales no existen registros confiables. Señaló que se cumplen tres años de la desaparición de los 43 normalistas de Ayotzinapa.

En tanto, el presidente de la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH), Luis Raúl González Pérez, manifestó que Guerrero es una de las entidades con mayor número de desapariciones en el país y ocupa el primer lugar en el hallazgo de fosas clandestinas, con 195. Le siguen los estados de Nuevo León y Veracruz, con 191; Zacatecas, 83; Coahuila, 51; Colima, 35; San Luis Potosí, 34; Durango, 18; Jalisco, 17, y Sonora con 12.