El presidente de Sudáfrica, Jacob Zuma, acaba de sobrevivir otra moción de no confianza en el parlamento, pero por primera vez el Congreso Nacional Africano (ANC) sufre el desacuerdo de más de una veintena de sus diputados, comentan hoy analistas.

Amparados en el voto secreto, algunos de los 249 parlamentarios del ANC aceptaron esta moción opositora, a juzgar por el resultado.

De acuerdo con el parte oficial, de los 384 diputados presentes en esa sesión, 177 estuvieron a favor de la salida de Zuma, 198 en contra y nueve se abstuvieron.

Teniendo en cuenta que la oposición en su conjunto ocupa 151 de los asientos del órgano legislativo, los 177 votos a favor y las nueve abstenciones representan que 21 diputados del ANC se aliaron a los opositores y nueve prefirieron no tomar partido por uno u otro bando.

Al comentar anoche este resultado, el presidente Zuma expresó que los repetidos intentos de sacar al ANC del gobierno ‘nunca tendrán éxito’. La oposición ‘trata y trata pero nunca podrá derrotar al ANC’, aseguró.

Ellos pensaron que podrían usar algunos detalles técnicos en el parlamento para remover la mayoría del ANC, señaló Zuma en referencia a las presiones de los partidos opositores para que el voto se realizara de forma secreta, que finalmente fue aprobado por la presidenta del órgano legislativo, Baleka Mbete.

A juicio del jefe de Estado nadie nunca ha recibido tantos votos en Sudáfrica como el ANC (que alcanzó más de 11 millones en la última contienda electoral en 2012).

La prensa, agregó, trató de presentar al ANC como un partido con apoyo en descenso, ‘pero el partido demostró nuevamente que esos medios estaban equivocados’.

Analistas en esta capital comentan que este voto a favor de Zuma dará un margen al ANC para reacomodar sus fuerzas y prepararse para la Conferencia nacional de diciembre, donde será elegida la nueva dirigencia de esta veterana organización creada en 1912 y que rige los destinos del país desde que derrocara en las urnas en 1994 al régimen de segregación racial.

La larga jornada de ayer en el parlamento puso fin a meses de tensiones caracterizadas por declaraciones a favor y en contra del mandatario, quien es acusado por los opositores de alegada corrupción y contubernio con poderosos sectores empresariales.

Para Jackson Mthembu, jefe del grupo parlamentario del ANC, este ha sido tiempo de ‘tensiones internas e incertidumbre para el partido’, por lo cual dijo sentirse feliz del resultado de la votación y la derrota de la oposición.

El diputado aseveró que el partido enfrentará todos sus problemas internamente y reiteró que un voto en contra del Presidente hubiese debilitado al ANC.

‘Deberemos enfrentar las dificultades vinculadas a la alegada desenfrenada corrupción y estamos comprometidos a tratar todos estos asuntos, pero no creemos que la solución esté en quitar a Zuma del poder, agregó.

Entretanto, pese a la derrota sufrida ayer en el órgano legislativo, representantes de los partidos opositores expresaran a la prensa su alegría y satisfacción por el resultado de este proceso.

Mmusi Maimane, líder de la Alianza Democrática, una organización que tiene su origen en fuerzas políticas liberales blancas de Sudáfrica y que se ha nutrido de disidentes del ANC y de prósperos empresarios negros, dijo que ‘a pesar del costo y de todo lo demás, este fue un paso necesario y deberemos seguir luchando para que los miembros del ejecutivo rindan cuentas’…

El exdirigente juvenil del ANC y en la actualidad líder de Combatientes por la Independencia Económica,Julius Malema, expresó estar contento pese a que no lograron que pasara la moción de no confianza contra Zuma.

Malema y sus seguidores destacaron durante la jornada de ayer en el parlamento por sus constantes interrupciones y alboroto, que condujeron a la presidencia de la asamblea a llamarlos al orden en varias ocasiones y amenazarlos con tomar medidas se mantenían ese comportamiento.

El resultado contrario a sus aspiraciones fue considerado por Mosioua Lekota, del partido Congreso del Pueblo, como un ‘anuncio a los sudafricanos de que el ANC está abusando de su mandato’, mientras que para Bantu Holomisa, del Movimiento Unido Democrático, la moción de no confianza ‘no significa el fin de la búsqueda para remover a Zuma’.

Etiquetas: ; ;