Los presidentes de Rusia e Irán, Vladímir Putin y Hasán Rohani, conversaron ayer lunes por teléfono sobre la cooperación bilateral y la situación en Siria, informó el Kremlin en un comunicado.

Rusia e Irán, que se han convertido en fuertes aliados regionales del Gobierno sirio en su lucha contra el Estado Islámico en los siete años de conflicto, confirmaron “el interés en aumentar la coordinación de los esfuerzos conjuntos para resolver la crisis”.

La semana pasada, representantes de Irán, Rusia y Turquía tuvieron una reunión de expertos sobre Siria en la capital iraní.

El encuentro tuvo el objetivo de establecer la agenda de las inminentes conversaciones de paz en la capital kazaja de Astaná a fines de este mes.

Ambos presidentes también discutieron asuntos mutuos, regionales e internacionales recientes.

“Debatieron el desarrollo de la cooperación bilateral, incluida la realización de proyectos conjuntos en las áreas de petróleo y gas, energía eléctrica y transporte, así como algunos temas de la agenda internacional”, destacó el comunicado del Kremlin.

En la conversación, Putin felicitó a Rohani por la toma de posesión, celebrada hace diez días,,,,,, y le deseó éxito en su trabajo como presidente de Irán.

Los mandatarios acordaron seguir manteniendo contactos a distintos niveles.

Unidad frente a agresiones

Los gobiernos de Rusia e Irán han estrechado su cooperación frente a las nuevas sanciones impuestas por Washington a ambos países.

Las acciones contra Rusia son por su supuesta interferencia en la campaña electoral estadounidense del año pasado, que ha negado, y por la anexión de Crimea.

En cuanto a Irán, las medidas fueron tomadas por la Casa Blanca para castigar el programa balístico iraní, cuestión que Teherán considera como una amenaza al acuerdo nuclear.