Ayer fue ordenada, por parte de autoridades, la evacuación de más de 21 mil personas en la ciudad alemana de Koblenz. Según trascendió, el suceso tuvo el objetivo de asegurar la vida de esos ciudadanos mientras grupos policiales desactivaban una bomba de la Segunda Guerra Mundial.

Según la radio local, el artefacto, de 500 kilogramos, fue encontrado el lunes durante la construcción de un círculo infantil y su detonación controlada está prevista para el sábado.

Como medida de seguridad, el gobierno local pidió a los ciudadanos abandonar sus hogares lo antes posible.

También deben ser trasladados a otros centros las personas que se encuentran en una prisión, un hospital y hogares de ancianos de ese territorio.

Además, se dispuso la suspensión de los servicios de trenes en esa área.

La evacuación deberá concluir antes de las 13:00 hora local del 2 de septiembre.

Equipos de expertos investigan las características del aparato y recorren la zona para determinar si existen otros explosivos.

En 2011, alrededor de 45 mil ciudadanos tuvieron que abandonar sus casas en Koblenz, tras el hallazgo de otra bomba de más de una tonelada en el río Rin.

Etiquetas: ; ; ;