El Ministerio de Defensa de Rusia aprobó el proyecto de diseño del destructor nuclear del proyecto 23560, Lider, informa el canal Zvezda.

La maqueta del Lider, novedoso buque con desplazamiento de 17.000 toneladas y longitud de 200 metros, fue presentada en el foro Army-2017, señala Dmitri Litóvkin, autor del artículo para la página web del canal.

El periodista observa que no es la primera presentación del destructor. Sin embargo, esta última es importante porque se conoció cómo sería su acabado exterior y su potencial de combate.

De acuerdo con los diseñadores y militares, el destructor se convertirá en una unidad de combate universal. La nave reemplazará tres clases de buques de la Armada rusa: destructores, grandes buques antisubmarinos y, posiblemente, cruceros de misiles del proyecto 1144 tipo Orlan. El Lider será capaz de alcanzar una velocidad de hasta 30 nudos.

Según el viceministro de Defensa Yuri Borísov, la instalación nuclear permitirá al buque garantizar la presencia permanente de la Flota rusa en el océano mundial.

La gran capacidad del reactor hará posible que en el futuro el buque esté equipado con armas que operan sobre la base de nuevos principios físicos. Por ejemplo, pistolas láser o electromagnéticas, observa el columnista.

Se prevé que los destructores Lider llevarán elementos de defensa antimisiles y antiespaciales. Cada uno de ellos estará armado con 200 lanzadores de misiles de crucero Kalibr o Tsirkon. La construcción de los buques de este proyecto forma parte del concepto de desarrollo de la Armada rusa antes del año 2030.

El Lider será el primer barco equipado con la versión naval del sistema de misiles antiaéreos S-500 Prometei. Se sabe que este sistema será universal y podrá luchar no solo contra misiles de crucero y balísticos, aviones y helicópteros del enemigo, sino también destruir blancos en el espacio, tales como aviones hipersónicos, satélites y plataformas espaciales.

La zona de defensa antiaérea próxima del Lider estará representada por dos lanzadores verticales del sistema Poliment-Redut. Asimismo, los barcos llevarán dos módulos de combate del sistema de misiles Pantsir-M. Finalmente, el Lider recibirá una instalación de artillería universal A-192 de 130 mm de calibre. También se prevé equipar el destructor ruso con dos aparatos de torpedo SM-588 de 324 mm de calibre del sistema Paket-NK. El buque tendrá además una pista de aterrizaje y un hangar para dos helicópteros navales tipo Ka-27 / Ka-32 o Ka-52 Katran.

La Armada rusa prevé construir una serie de ocho naves tipo Lider. Su aparición debe estar vinculada a la construcción del primer portaaviones de propulsión nuclear Shtorm y los grandes portahelicópteros tipo Lavina/Priboi. Se trata de buques de la zona marítima distante, que necesitan una protección fiable. Sin embargo, el arsenal del destructor Lider le permite llevar a cabo misiones individuales e independientes, concluye el autor.