Con la instalación en la norteña provincia siria de Alepo de una nueva línea de alta tensión eléctrica, ese servicio se estabilizó en la zona geográfica, a la que retornan miles de desplazados por la guerra, informó hoy una fuente gubernamental.

El ministro de Electricidad, Mohamed Zuhair Kharbotli, declaró a medios televisivos que la flamante línea de 230 kilovolts, cuyo costo ascendió a 14 millones de dólares se extiende desde la central provincia de Hama y pasa por las localidades de Salamieh, Aterya y Khanazir hasta llegar a Alepo.

Resaltó que dicha línea de alta tensión, con una longitud de 173 kilómetros, resultó construida en un período récord de ocho meses en una ruta segura, cercana a la carretera.

Desde hace cinco años el territorio sirio de Alepo carecía del servicio eléctrico, ya que los terroristas del Frente al Nusra, alojados en la vecina provincia de Idleb, sabotearon la línea de electricidad que pasaba por esa localidad rumbo a Alepo.

Etiquetas: ; ;