Las oficinas consulares rusas en Estados Unidos no limitarán sus servicios tras el cierre del Consulado General en San Francisco, informó la Embajada de Rusia.

«En el contexto de unas medidas hostiles de las autoridades estadounidenses que causaron el cierre del mayor consulado general ruso en EEUU, quisiéramos destacar que el resto de las oficinas consulares rusas no prevén reducir la intensidad de las labores de prestación del conjunto de los servicios consulares», reza el comunicado firmado por el portavoz de la misión diplomática, Nikolái Lajonin.

A través de su cuenta de Facebook, la embajada pide dirigirse para realizar trámites consulares a otras legaciones rusas –en Washington, Nueva York, Seattle o Houston– tras el cierre del Consulado General en San Francisco y hasta nueva indicación.

«Todos los documentos presentados al Consulado General de San Francisco serán trasladados al Consulado General de Seattle», dice la nota.

El Departamento de Estado de EEUU pidió el 31 de agosto a Rusia desalojar su Consulado General en San Francisco (oeste) y dos oficinas diplomáticas más, una en Nueva York y la otra en Washington, poniendo como fecha límite el 2 de septiembre.

Moscú declaró que la medida es un acto hostil y contrario al derecho internacional que empeora aún más las relaciones entre ambos países.