Nidia Díaz, diputada del Frente Farabundo Martí para la Liberación Nacional (FMLN), consideró ayer una violación de los derechos humanos la decisión de Estados Unidos de suspender el programa migratorio DACA.

‘Es lamentable esta violación a los derechos humanos, sin importar cómo queden los jóvenes y su familia, y dejando a un lado su aporte a la economía estadounidense’, declaró la luchadora a propósito de la recién anunciada medida.

El presidente Donald Trump recién ordenó la suspensión gradual del programa Acción Diferida para los Llegados en la Infancia (DACA), medida que afecta a varios países latinoamericanos, favorecidos por esa política de Barack Obama.

Díaz, comandante del Frente durante la guerra civil y actual jefa de relaciones internacionales de la histórica formación salvadoreña de izquierda, negó que la medida responde a diferencias puntuales entre San Salvador y Washington.

De hecho, esta suspensión de los permisos temporales renovables afecta a unos 750 mil indocumentados que llegaron a Estados Unidos antes de cumplir 16 años de edad, procedentes de diversas naciones.

Para la legisladora, la polémica decisión de Trump obedece a políticas del sector más conservador de Estados Unidos, y llamó a la comunidad salvadoreña en esa nación norteamericana informarse sobre el tema en consulados y la embajada.

La víspera, el Ministerio salvadoreño de Relaciones Exteriores se comprometió a trabajar con congresistas y funcionarios estadounidenses para garantizarle una alternativa a una población con raíces y un sólido aporte económico.

El canciller Hugo Martínez descartó una inminente ola de deportaciones, pues el Congreso de Estados Unidos tiene hasta seis meses para colegiar una solución, y el gobierno salvadoreño se sumará a dicho esfuerzo.

Etiquetas: ; ;