La bomba KAB-500.OD rusa se ha convertido en una terrible pesadilla para el grupo terrorista EIIL (Daesh, en árabe) en Siria.

El Ministerio de Defensa ruso publicó el jueves un informe que dice que la bomba KAB-500-OD se ha convertido en una de las municiones más utilizadas contra los vehículos blindados y la infraestructura de la banda ultrarradical en el país árabe.

Los medios rusos indicaron que los cazabombarderos Sujui Su-24 y Su-34 utilizaron la bomba que se llama “la madre de las bombas” para atacar a EIIL en Deir al-Zur (este) —en la cual el Ejército sirio rompió el martes el cerco impuesto por Daesh— desde el lado de la ciudad norteña de Al-Raqa y de este modo KAB-500-OD se ha convertido en “una pesadilla” para los terroristas.

Como resultado de los ataques aéreos que las Fuerzas Aeroespaciales de Rusia llevaron a cabo con esta arma, cientos de terroristas fueron abatidos y, además, decenas de vehículos pertenecientes a la banda takfirí fueron destruidos.

Los cazabombarderos lanzan la bomba desde una altura de unos 5 kilómetros y cuando se mueven a velocidades desde 900 km/h.

El KAB-500-OD, que es un arma de precisión guiada, está equipado con un televisor autoguiado con algoritmo de correlación para procesar información sobre el objetivo y ajusta las rutas de las bombas para golpear el objetivo.

Desde septiembre de 2015, Rusia brinda apoyo al Ejército sirio y sus aliados con ataques aéreos a petición de Damasco para eliminar a los terroristas del territorio del país árabe, que desde marzo de 2011 es escenario de sangrientos conflictos armados provocados por mercenarios procedentes de distintos países del mundo, con el apoyo de Occidente y sus aliados en la región, para derrocar al Gobierno sirio.

Etiquetas: ; ; ;