Iranian, P5+1 flags

Anular el acuerdo nuclear sellado por Irán y el Grupo 5+1 generará un desaliento mundial sobre la posibilidad de encontrar soluciones a diferendos similares, vaticinó el jefe de la Organización de Energía Atómica de Irán (OIEA), Al Akbar Salehi.

En una entrevista concedida a la revista alemana Der Spiegel, puesta hoy en circulación aquí, Salehi alertó de las consecuencias negativas de las violaciones estadounidenses del pacto Teherán G5+1 (Estados Unidos, Reino Unido, Francia, Rusia y China más Alemania).

El científico condenó esas posiciones asumidas por Washington porque solo impulsarán al fracaso del diálogo y la diplomacia, vías mediante las cuales fue posible conseguir ese convenio.

De acuerdo con Salehi, si pasa a letra muerta el acuerdo, resultará el fin de la esperanza para resolver en negociaciones el caso de la península coreana.

Pyongyang dirá: ‘¿Cómo se puede confiar en ellos?, si violaron el pacto nuclear con Teherán’, observó el directivo iraní.

La disolución del pacto nuclear con Irán, adelantó, debilitará el mensaje del Tratado de No Proliferación Nuclear y ‘desatará así el tsunami de ira de los Estados interesados en obtener tecnología nuclear con fines pacíficos’.

Sin embargo, aclaró Salehi, que como es un pacto multilateral, si sólo Estados Unidos se retira y los otros países se mantienen, Irán continuará honrando el convenio.

La nación persa y el sexteto de marras lograron el 14 de julio de 2015 firmar un acuerdo nuclear que comenzó a aplicarse desde el 16 de enero de 2016.

A partir de ese momento, la Agencia Internacional de Energía Atómica (AIEA), la única autorizada a hacerlo, verificó que Irán cumple con sus obligaciones.

Por el contrario, el Gobierno estadounidense presidido por Donald Trump, ataca al acuerdo y amenaza con romperlo e incluso solicitó a la AIEA que realice inspecciones en el país persa fuera del contexto del pacto.