El informe antiruso del gobierno búlgaro fue bloqueado por la Comisión Parlamentaria de Cultura y Medios de Comunicación. Esto fue el resultado de una aguda reacción negativa de la sociedad y la polémica, que estalló en el parlamento del país.

Cabe recordar que la aparición del informe sobre la seguridad nacional de Bulgaria para 2016 provocó una reacción enojada de los ciudadanos del país, ya que el documento dice que Rusia es una amenaza externa. Inmediatamente después de que el texto fue expresado en el parlamento, la indignación de la gente salpicó en las redes sociales.

Tras una aguda reacción de la opinión publica, el presidente del país Rumen Radev también criticó el informe.

«Nuestras relaciones con Rusia no debe ser rehén de los intereses de terceros, pero, evidentemente, hay políticos en Bulgaria, para el que nuestras relaciones con Rusia no son lo suficientemente malas»-, dijo Radev, en referencia al informe del firmante primer ministro, Boyko Borisov.

Todo esto llevó al hecho de que los diputados bloquearon el informe, y la Asamblea Popular no pondrá el documento a votación. Sin embargo, en las redes sociales continúa la organización de protestas contra el gobierno en varias ciudades del país, donde los ciudadanos se preparan para salir con eslóganes «Bulgaria ama a Rusia!»

Etiquetas: ; ;