Agentes de la Seguridad Interna libanesa capturaron a ocho integrantes de una red terrorista perteneciente a Daesh o Estado Islámico, informó hoy la dirección general de Inteligencia.

Las primeras pesquisas determinaron que los detenidos planeaban atacar puestos de la misión de paz de la ONU en el sur del país.

La red, compuesta por ciudadanos sirios, trabajaba para el Estado Islámico, según una declaración difundida este sábado por la Seguridad del Estado libanés.

‘Atrapamos a una persona y eso llevó a capturar a otros más’, precisó una fuente del Ministerio del Interior y agregó que aún quedan varios fugitivos.

Los informes de la Inteligencia libanesa dan cuenta que una de las misiones de la red consistió en transferir dinero a Daesh y reclutar personas para incorporarse a las bandas terroristas en Siria.

Uno de los métodos de persuasión, reveló la comunicación, era prometer esposas para los incorporados, indica el texto.

Otra de las tareas de la red de los extremistas abarcaba la monitorización de centros militares libaneses y de los puestos de la Fuerza de Paz para El Líbano de la ONU, destacada en el sur del país.

Las investigaciones decomisaron material fílmico de instalaciones castrenses y de la ONU que luego, confirmaron los agentes, los acusados transmitían a las ciudades sirias de Raqqa y Albukamal, dos reductos del Estado Islámico.

De acuerdo con las pesquisas, el grupo detenido planificaba la realización de acciones terroristas en tiendas y negocios de gran concurrencia.

Entre los documentos que poseían los extremistas había tarjetas e instrucciones de misión emitidas por Daesh para facilitar libertad de movimiento en las partes ocupadas por la banda radical en Siria.

Etiquetas: ; ;