El Tribunal del distrito Zamoskvoretski de Moscú anunció ayer viernes la sentencia contra el ex ministro de Desarrollo Económico ruso, Alexéi Uliukáyev, acusado por corrupción.

La juez ha declarado culpable a Uliukáyev de recibir un soborno a gran escala en calidad de funcionario público, condenándolo a ocho años de prisión y a pagar una multa de 130 millones de rublos (cerca de 2.200 miles de dólares).

La defensa de Uliukáyev dijo que apelará la sentencia antes de que la juez acabara de leerla. “Creo que la sentencia no es justa y seguiré luchando”, comentó Uliukáyev en la sala del tribunal.

Uliukáyev fue detenido el 15 de noviembre de 2016 acusado de recibir un soborno de dos millones de dólares a cambio de dar la luz verde a la privatización de la petrolera estatal Bashneft.

El fiscal solicitó una condena de 10 años de prisión y una multa de 500 millones de rublos (cerca de 8 millones de dólares). Uliukáyev, por su parte, se considera víctima de una trama organizada por el jefe de la petrolera rusa Rosneft, que privatizó Bashneft y el director de la seguridad de Rosneft, Oleg Feoktístov, ya que, según afirmaba el ex ministro, él no toco el dinero, sino que llevaba un maletín sin saber lo que contenía.

Etiquetas: ; ; ;