El Frente terrorista Al-Nusra, afiliado a los terroristas Al-Qaeda, ha publicado los documentos, como se vio anteriormente, del piloto ruso Su-25 que fue derribado y asesinado en la provincia siria de Idlib, en el noroeste del país.

El héroe, Roman Filipov, fue filmado diciendo sus últimas palabras: «¡Esto es por  nuestros muchachos!» — refiriéndose a los soldados del ejército ruso que murieron en Siria. Un video de su última declaración valiente se puede encontrar aquí.

Los terroristas rodearon al piloto cuando se inmoló con una granada, tratando de llevarse tantos enemigos como fuera posible. Hay visiblemente menos de ellos después de la explosión.

Por su valentía, el ministro de Defensa ruso, Sergei Shoigu, nominó a Filipov para el título de Héroe de la Federación Rusa. Los detalles de esto se pueden leer aquí.

Fuente

Etiquetas: ; ; ; ; ; ; ;