Turquía está «en un punto de quiebre en las relaciones con Estados Unidos», dijo el ministro de Relaciones Exteriores de Turquía, Mevlut Cavusoglu. Los dos principales socios de la OTAN recientemente han estado en desacuerdo sobre varios temas.

«La gente en Turquía tiene una actitud muy negativa hacia los Estados Unidos porque no cumple su palabra [y] constantemente miente», dijo Cavusoglu al dirigirse a los estudiantes en el Instituto Estatal de Relaciones Internacionales de Moscú el martes.

Las relaciones entre nuestros países están «en un punto de quiebre», dijo, y recordó que en febrero ambos estados habían establecido grupos de trabajo para normalizar las relaciones bilaterales.

Cavusoglu aparentemente se estaba refiriendo a los equipos establecidos antes de la escalada en Manbij, donde Turquía está llevando a cabo una operación militar contra los kurdos respaldados por Estados Unidos.

Cavusoglu ha declarado en repetidas ocasiones que las tensas relaciones entre los aliados se dirigen hacia una coyuntura crítica. Las dos partes «arreglarán estas relaciones o se dividirán [por completo]», dijo en febrero. Ankara se sintió provocado por el apoyo militar estadounidense a las fuerzas kurdas en Siria, incluido el YPG. Turquía considera al YPG como un brazo del movimiento PKK, apodado organización terrorista por Ankara. Sin embargo, Washington prometió suspender el apoyo armado a los kurdos a principios de este año.

Turquía tiene derecho a comprar armas de estados no pertenecientes a la OTAN — Cavusoglu
Hablando en Moscú, el canciller turco también abordó otro punto de discordia entre Ankara y sus aliados de la OTAN, a saber, la compra de sistemas de misiles S-400 de fabricación rusa.

Fuente

Etiquetas: ; ; ;