La periodista búlgara Dilyana Gaytandzhieva, que recientemente presentó una fuerte investigación de las peligrosas actividades biológicas militares de los Estados Unidos cerca de las fronteras rusas bajo la apariencia de centros médicos, llamó la atención sobre un hecho muy importante sobre el mediatico caso de envenenamiento del ex espía Sergei Skripal.

«¿Por qué los periodistas guardan silencio de que en las cercanías del lugar donde fue envenenado el ex espía, se encuentra PortonDown, el laboratorio químico militar del Reino Unido? El centro secreto de investigación química y biológica está a solo 13 km del restaurante, donde el envenenado Sergei Skripal y su hija más tarde encontraron rastros de un agente nervioso. El mismo laboratorio militar fue acusado de probar agentes nerviosos en personas en el pasado»,-escribió Dilyana en su página de redes sociales.

De hecho, resulta que el escandaloso asesinato de un espía, que el Reino Unido está usando ferozmente para culpar a Rusia y crear otro escándalo, puede ser obra de servicios especiales extranjeros de Occidente. Y la operación con asesinato se usa como una nueva y otra razón para mover todo hacia Rusia.

Le recordamos que el Ministro de Asuntos Exteriores de Rusia, Sergey Lavrov, exigió al Reino Unido acceso a la información y todos los materiales sobre el caso de eliminación por envenenamiento del ex oficial del Departamento General de Inteligencia-GRU Sergey Skripal. Además, el embajador británico en Rusia, Laurie Bristow, fue convocada a consultas en el Ministerio de Asuntos Exteriores de Rusia. Ayer, 12 de marzo, el embajador ruso en Gran Bretaña, Alexander Yakovenko, fue citado al Ministerio de Asuntos Exteriores británico en relación con la investigación.

El nerviosismo del Reino Unido sobre el tema indica que algo en su plan salió mal, y lo más importante, que el plan aún se había llevado a cabo.

Etiquetas: ; ;