El Reino Unido suspende los contactos bilaterales con Rusia por el envenenamiento del ex agente doble Serguéi Skripal y su hija, anunció la primera ministra británica Theresa May.

También comunicó que Londres revocó la invitación al canciller ruso Serguéi Lavrov.

«Tras este horrible acto contra nuestro país, las relaciones no pueden ser las mismas, por eso suspendemos todos los contactos bilaterales de alto nivel, en particular revocamos la invitación al ministro de Asuntos Exteriores, Serguéi Lavrov», dijo.
May afrimó que la ruptura total del diálogo con Rusia no responde a los intereses británicos.

Además, May culpa a Rusia del ataque a Skripal y su hija.

El 4 de marzo la Policía británica encontró a Serguéi Skripal y su hija Yulia inconscientes cerca de un centro comercial en Salisbury, en el condado de Wiltshire.

Le puede interesar: El exjefe del FSB ruso revela quién se beneficia del caso Skripal mientras se culpa a Moscú

El 12 de marzo la primera ministra Theresa May calificó de altamente probable que Moscú esté detrás del envenenamiento de Skripal y su hija con un agente nervioso «de grado militar de un tipo desarrollado por Rusia» y le dio a este país de plazo hasta el miércoles para presentar una explicación.
Por su parte, el canciller ruso, Serguéi Lavrov, tachó de «disparate» acusar a Rusia de estar implicada en el caso y ofreció colaboración al Reino Unido para investigarlo.

Skripal fue reclutado por la agencia británica MI6 cuando servía en el Ejército ruso en los años 90.

En 2006 una corte rusa lo condenó a 13 años de cárcel por espiar a favor de un Estado extranjero y cuatro años después fue canjeado junto con otros dos individuos condenados por espionaje por 10 personas detenidas en Estados Unidos.

Fuente

Etiquetas: ; ; ; ;