Activista finlandés de derechos humanos, representante de Instituto Ruso de Estudios Estratégicos-RISI en los países nórdicos, doctor en ciencias sociopolíticas, representante oficial de la República Popular de Donetsk en Finlandia, Johan Bäckman fue perseguido en los medios finlandeses por visitar Crimea. Según Bäckman, las autoridades finlandesas intentan intimidarlo por su visita a la península.

«Cuando volví a Finlandia, en el aeropuerto de Helsinki, durante el control de pasaportes me detuvieron y me dijeron:»Usted está en búsqueda». Luego exigí explicaciones, se negaron. Luego ellos confiscaron mi pasaporte. Luego regresaron y me dijeron que tenía una multa ante la policía de tránsito. Incluso no dieron ninguna prueba, solo exigieron una respuesta a la pregunta, si admito mi culpa», dijo.

Bäckman señaló que después de regresar a Finlandia en el sitio del periódico más grande del país, Helsingin Sanomat, se lanzó una campaña de odio contra él. «Hay docenas de amenazas en los foros para matarme de varias maneras, es solo una especie de pesadilla, no había visto algo como esto antes», se quejó.

El activista de derechos humanos enfatizó que nunca había visto una «propaganda anti-rusa y pro-OTAN» en los medios europeos.

Etiquetas: ; ; ;