Si el mundo se traga las acciones de EE.UU. en Siria, el siguiente ataque podría producirse en cualquier país, declaró el presidente del Consejo de la Comisión de Asuntos Extranjeros del Senado ruso, Konstantín Kosachev.

«Esta coalición pro-estadounidense debería mantenerse en minoría, en minoría absoluta. Si esto no sucede, si el mundo se traga estas acciones, la próxima vez se podría infligir un golpe en cualquier país del mundo, incluido, lamentablemente, nuestro país, ya sea en el exterior o dentro de nuestras fronteras», señaló Kosachev.