El Ejército sirio ha tomado oficialmente el control de la ciudad de distrito de Douma, en la región oriental de Ghouta, en Damasco, frente a las facciones terroristas, lo que da un final oficial a lo que ha sido una batalla de más o menos seis años.

Tal vez con la excepción de la Batalla de Deir Ezzor, la Batalla de East Ghouta fue, aparte de otros enfrentamientos cerca de Damasco, uno de los enfrentamientos más sangrientos del conflicto sirio hasta la fecha.

Pasarán años antes de que se pueda hacer una evaluación más precisa; sin embargo, las estimaciones preliminares arrojaron las pérdidas de ambas partes (fuerzas progubernamentales y grupos rebeldes) a más de diez mil (10,000) muertos por lo menos.

Con la victoria en el Este de Ghouta , el ejército sirio ha liberado enormes cantidades de mano de obra (posiblemente hasta 10.000 tropas de primera línea) y equipos militares pesados ​​(es decir, tanques, artillería, etc.) para nuevas batallas en todo el país y ha elevado la moral sus rangos, sentando así el precedente para otros grandes logros que se realizarán en el transcurso de 2018.

Fuente