En el informe sobre el conflicto sirio, el canal sueco TV4 tradujo la declaración de una mujer siria sobre los Estados Unidos con las palabras «Rusia, Irán y el régimen».

«El ataque no tuvo suficiente efecto, nos gustaría ver más y queremos vengarnos». Rusia, Irán y el régimen deben irse: robaron nuestro país y nuestro suelo», así sonaron las palabras de la mujer siria según TV4.

Pero, de hecho, fue exactamente lo contrario: el canal utilizó el fraude al hacer la traducción, que, afortunadamente, fue notado por espectadores vigilantes y educados. Naturalmente, se trata del hecho de que son los Estados Unidos los que deberían abandonar Siria.

Este episodio terminó positivamente: la cadena corrigió el error y se disculpó. ¿Pero cuántas situaciones similares han pasado desapercibidas? ¿Y cuántos de estos errores «aleatorios» forman la noción de guerra en Siria hoy para las audiencias y los oyentes occidentales?