El Gobierno de Venezuela, con la entrega de una nota de protesta a la misión diplomática de Estados Unidos en Caracas (capital venezolana), ha expresado su “más enérgico rechazo” a las injerencias de Washington, pues violan los principios de las normas del Derecho Internacional.

“Venezuela hizo entrega este martes de una nueva nota de protesta a la misión diplomática estadounidense acreditada en Caracas, en rechazo a la injerencia que mantiene Washington en los asuntos internos del país suramericano”, ha informado este miércoles la Cancillería venezolana en su página web.

Esta última nota de protesta le ha sido entregada al ministro consejero de EE.UU. en el país sudamericano, Brian Naranjo, después de que el Grupo de Lima, tras su reunión celebrada en el marco de la VIII Cumbre de las Américas, emitiera una declaración —avalada por EE.UU.— en relación con la situación en Venezuela.

Como parte de la aludida cumbre continental, los países miembros del Grupo de Lima, junto con EE.UU., hicieron un llamamiento al Gobierno venezolano para que garantice el desarrollo de “un proceso libre, justo, transparente y democrático” en las próximas elecciones presidenciales, además de afirmar que cualquier proceso que no cumpla esas condiciones, carecerá de “legitimidad y credibilidad”.

El Grupo de Lima, integrado por 14 países, fue formado en agosto de 2017 recibiendo el amparo de EE.UU., ante la imposibilidad de aprobar resoluciones sobre Venezuela en la Organización de Estados Americanos (OEA) por el bloqueo de los países caribeños.

El texto pide, asimismo, poner fin a las medidas económicas de bloqueo que buscan generar condiciones que favorezcan actos golpistas contra el presidente de Venezuela, Nicolás Maduro.

“La República Bolivariana de Venezuela exige al Gobierno estadounidense cesar de manera inmediata sus políticas injerencistas y sus actos de agresión contra el país, incluido el levantamiento de las medidas coercitivas unilaterales que de manera ilegal ha impuesto con el fin ulterior de generar las condiciones que propicien un golpe de Estado contra el presidente Nicolás Maduro”, ha denunciado el Ministerio venezolano de Exteriores.

Fuente