Las tensiones entre Washington y Teherán han aumentado desde que el presidente estadounidense, Donald Trump, anunció el retiro del acuerdo nuclear con Irán y prometió reinstaurar todas las sanciones relacionadas con la energía nuclear en Irán.

El Tesoro de Estados Unidos ha sancionado a seis personas, incluido Valiollah Seif, el jefe del banco central de Irán, por presuntos vínculos con el Cuerpo de la Guardia Revolucionaria Islámica (CGRI) y el movimiento Hezbolá, que Washington considera que es un grupo terrorista. El banco islámico Al-Bilad, con sede en Irak, también ha sido incluido en la lista de sanciones por presuntamente mover millones de dólares en nombre del CGRI a Hezbollah. Según el Tesoro, las sanciones contra Irán impiden el uso de la red bancaria crítica de Teherán.

El departamento señaló que las sanciones no se extendían al banco central de Irán, sino que afectarían ciertas transacciones de Irán, incluidas las relacionadas con dólares estadounidenses.

De acuerdo con la declaración del Tesoro, las últimas sanciones son parte de la «campaña agresiva» del presidente estadounidense Donald Trump contra el IRGS y se basan en la decisión de Estados Unidos de retirarse del acuerdo nuclear con Irán.

Fuente

Etiquetas: ; ; ; ; ; ;