Las Fuerzas Armadas de Ucrania «han sufrido pérdidas significativas», según un informe publicado por el Ministerio de Defensa de la autoproclamada República Popular de Donetsk (DPR), publicado el 21 de mayo.

Según el informe de inteligencia, del 30 de abril al 20 de mayo las fuerzas ucranianas perdieron 282 miembros del servicio, incluidos 43 muertos y 239 pérdidas sanitarias. Las «pérdidas significativas» coincidieron con el cambio de poder en la zona de operaciones a un subjefe del Estado Mayor General de las Fuerzas Armadas ucranianas, Sergei Nayev.

El informe publicado en el sitio oficial del DPR reveló que estos datos se habían filtrado de un departamento de contrainteligencia del Servicio de Seguridad de Ucrania (SBU).

El documento filtrado de la SBU supuestamente afirmó la necesidad de liberar a Sergei Nayev de su puesto «como un comandante incompetente que es incapaz de cumplir adecuadamente las tareas establecidas por el comandante en jefe supremo».

El documento de la SBU informó que desde el lanzamiento de la operación en Donbass el 14 de abril de 2014, las fuerzas ucranianas han perdido 16.727 personas, incluidos 3.827 muertos y 12.901 pérdidas sanitarias. Las armas y las pérdidas de armamentos son 3.214 piezas.

Según el informe de SBU, 7,493 militares «han dejado su puesto de trabajo sin permiso» y 2,069 de ellos están en la lista de buscados.

El SBU declaró que el comando de operación de las fuerzas ucranianas disfraza a la mayoría de las bajas describiéndolos como desertores.

Fuente