El vocero del Ministerio de Relaciones Exteriores de Irán, Bahram Qassemi, rechazó las declaraciones del viernes del ministro de Estado Mike Pompeo sobre el derecho de Teherán al enriquecimiento de uranio, considerándolas inadmisibles no solo para la República Islámica sino también para todas las naciones del mundo.

Reaccionando a la entrevista de Pompeo con La Voz de América, Qassemi dijo que el recién nombrado Secretario de Estado desconocía las realidades y los acontecimientos internacionales, y «se había involucrado en … la cuestión muy especial [del programa nuclear de Irán] con cierto retraso y sin la necesaria y adecuada información.»

«Para su información, debe recordarse que el derecho legal de la República Islámica de Irán al enriquecimiento de uranio se ha establecido y que su (enriquecimiento) conocimiento indígena existe en el país», dijo Qassemi el sábado.

En una entrevista el viernes con La Voz de América, Pompeo afirmó que no es «apropiado que Irán tenga la capacidad de crear material fisible, enriquecer uranio o tener una fábrica de plutonio».

«Si quieren un programa de energía nuclear pacífico, está bien, pero podrían importar ese material». Y otros países lo hacen; funciona para muchos países del mundo «, agregó Pompeo.

A principios de esta semana, Pompeo pronunció un ardiente discurso contra la República Islámica en el think tank de Heritage Foundation en Washington, habiendo presentado 12 demandas para cualquier nuevo acuerdo con Irán. El Secretario de Estado prometió imponer «las sanciones más fuertes de la historia» a Teherán si se niega a cambiar sus políticas.

Fuente

Etiquetas: ; ; ; ; ; ; ; ; ;