Según los informes, un científico sirio fue asesinado en un ataque con coche bomba después de que sobrevivió a los ataques israelíes en su centro de investigación.

Aziz Azbar, el jefe del Centro de Investigación Científica y Estudios Sirios en la ciudad de Masyaf, fue asesinado junto con su conductor en un bombardeo el sábado por la noche, informaron los medios de comunicación sirios y libaneses.

El centro científico, dirigido por Azbar, había sido blanco de al menos dos ataques aéreos israelíes en los últimos meses.

Israel frecuentemente ataca objetivos militares dentro de Siria en un intento de apuntalar grupos terroristas que han sufrido derrotas contra las fuerzas del gobierno sirio.

Israel también ha estado proporcionando armas a los militantes anti-Damasco, así como tratamiento médico a los elementos de Takfiri heridos en Siria.

Los países occidentales acusan al gobierno de Siria de poseer armas químicas, una acusación rechazada por Damasco.

Siria entregó su reserva química en 2013 a una misión liderada por la ONU y la Organización para la Prohibición de las Armas Químicas (OPCW).

Damasco ha acusado repetidamente a Arabia Saudita, Qatar y Turquía de proporcionar a los militantes armas prohibidas.

Fuente