El presidente iraní, Hassan Rouhani, asistió el martes a una sesión parlamentaria para responder preguntas sobre cómo su gobierno aborda una nueva ronda de sanciones económicas impuestas por Estados Unidos a Teherán, informó Reuters.

Según Reuters, en un discurso transmitido en vivo por la televisión estatal, Rouhani dijo que su país superaría los desafíos económicos y mostraría a «los funcionarios anti-iraníes en la Casa Blanca» que la política de sanciones fracasaría.

«Los problemas económicos son críticos, pero más importante que eso es que muchas personas han perdido su fe en el futuro de la República Islámica y tienen dudas sobre su poder», dijo Rouhani según Reuters.

Rouhani agregó que «no le tememos a Estados Unidos ni a los problemas económicos … Vamos a superar los problemas».

El lunes, Rouhani dijo que Teherán espera que otros signatarios del Plan de Acción Integral Conjunto (JCPOA), también conocido como el acuerdo nuclear de Irán, impulsen sus esfuerzos para salvar el acuerdo, ahora que Estados Unidos se ha retirado del acuerdo multilateral.

«Irán ha cumplido con todas sus obligaciones establecidas en el Plan de Acción Integral Conjunto y con respecto a la retirada unilateral de Estados Unidos del acuerdo, se espera que las otras partes aumenten los esfuerzos y la transparencia para salvar el trato», dijo Rouhani. como se cita en el sitio web de la presidencia, en una conversación telefónica con su homólogo francés Emmanuel Macron.

En mayo, el presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, anunció la decisión de abandonar el JCPOA y volver a imponer sanciones contra Teherán y terceros estados que hacen negocios con Irán. El primer conjunto de restricciones económicas, incluida la prohibición de comprar moneda estadounidense, comerciar con oro y otros metales preciosos, comprar aluminio y acero para fines industriales y realizar actividades relacionadas con la deuda soberana de Irán, entró en vigencia el 5 de agosto.

La Liga Árabe se opone a las amenazas de Irán para bloquear la navegación en el estrecho de Hormuz — Enviado
La segunda parte, incluidas las sanciones contra las operaciones portuarias de Irán, el sector energético y las transacciones extranjeras, se efectuará en noviembre.

Tras la retirada de Estados Unidos del JCPOA, la Unión Europea junto con otros signatarios del acuerdo han subrayado reiteradamente su interés en preservar los lazos con Irán. Desde entonces, la Unión Europea ha modificado su Estatuto de Bloqueo para proteger los intereses de las empresas de la UE que hacen negocios con Irán.

Fuente